Caracterizados por formaciones rocosas que imitan el paisaje acuático y otros elementos naturales, los karesansui –que significa literalmente ‘paisaje seco’– o jardines de piedra, son el epítome de la jardinería japonesa. Conocidos también como ‘jardines zen’ fuera de Japón, tienen una larga historia que se remonta al siglo XII. 

Pese a ser fieles a sus orígenes y su simbolismo, los jardines de piedra de hoy en día no son copias estancadas de la arquitectura paisajística tradicional, sino una expresión en constante evolución del pensamiento zen que podemos encontrar en muchos lugares: desde los alrededores de los templos hasta los museos, pasando por las viviendas modernas. Descubre los orígenes de estos sosegados paisajes que incitan a la reflexión e inspírate para crear el tuyo.

jardines-japoneses-nucoyo

Los orígenes

La descripción más antigua hasta ahora conocida de estos jardines se encuentra en el Sakuteiki, un manual japonés de jardinería escrito a finales del siglo XI. En él se recoge el siguiente extracto: “Un jardín de piedras estratégicamente dispuestas que no tenga ni un estanque ni un arroyo se denominará ‘jardín de paisaje seco’ y representará un paisaje natural repleto de agua sin la presencia real de este elemento”.

No sabemos con certeza el aspecto que tendría este tipo de jardín entonces, ya que no ha sobrevivido ninguno originario de los últimos años del período Heian. Sin embargo, las prácticas de jardinería posteriores recibieron una gran influencia de la filosofía zen, todavía no muy extendida en Japón en el momento en que se escribió el Sakuteiki. Por tanto, los jardines que describe podrían haber sido un tanto diferentes a sus encarnaciones modernas. Aun así, es evidente que la característica esencial de un jardín de piedra, es decir, la idea de “ver” agua en un paisaje seco, ya estaba presente. Son dos los factores que más influyeron en su posterior evolución hacia sus formas actuales.

 

pasos-para-construir-un-jardin-japones-bonito

El simbolismo

Los jardines de piedra están llenos de simbolismo. Muchos reflejan la cultura zen y las antiguas filosofías de origen chino. Es primordial saber entender su significado para poder apreciar plenamente la belleza de estos jardines.

Es común encontrar en los jardines la llamada horai-jima, una representación de la isla inalcanzable de los inmortales, que forma parte de la mitología china. En el jardín que observamos en la imagen se corresponde con las piedras más altas. Las tsuru-jima (“islas de las grullas”) y las kame-jima (“islas de las tortugas”), que simbolizan la longevidad, se suelen disponer en su entorno inmediato.

Otro elemento que vemos a menudo en estos jardines son unas piedras pequeñas que representan los “barcos del tesoro”, símbolos de la suerte y la prosperidad. Suelen estar dispuestas de manera que uno de sus extremos señale hacia la isla de los inmortales, ya que o bien se dirigen a esta para reclamar sus tesoros o van ya de regreso a casa con el botín. Su carga se representa mediante su altura sobre las olas dibujadas en la arena.

Otro conocido símbolo zen es la ryumon-baku o “cascada de la puerta del dragón”, que nace de una leyenda china sobre una catarata con el mismo nombre ubicada en el río Amarillo. Según narra la mitología, cualquier carpa –una especie que apenas puede saltar– que logre escalar la cascada se convertirá inmediatamente en dragón y surcará los cielos. Este es también el origen de los icónicos koinoborijaponeses (las famosas banderas con forma de carpa). Las doctrinas zen utilizan esta historia para explicar la actitud que un practicante debe adoptar para alcanzar la iluminación.

En la imagen a continuación, la arena simboliza el río Amarillo, las ondas representan la cascada y la roca que parece emerger de ellas, la carpa. Este símbolo tiene cabida también en el jardín del templo Saihō-ji, donde se convierten en un lugar en el que sentarse a meditar.

Comments

comments

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *
You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Comments

comments

Powered by Facebook Comments